Pueblos

Almandoz

El lugar de Almandoz, situado a 450m de altitud (el pueblo más alto del Valle), es el primer asentamiento baztanés viniendo desde Pamplona por Belate, a través de la NA-121 en dirección a Francia.  A la salida del segundo túnel encontramos el desvío a la derecha para acceder a su núcleo urbano. Además de éste, lo conforman la Venta del Humo, Venta de San Blas, Venta de la Sangre, Venta Quemada y el barrio de Mendiola.

Arrow
Arrow
PlayPause
Shadow
Slider

El elegante lugar de Almandoz se encuentra acomodado en la ladera Oeste del monte Santa Bárbara, conocido por sus célebres canteras, y del cual se dice que proviene el mármol que luce el kremlin de la Plaza Roja de Moscú, y aún otros lo sitúan en la efigie a Cristobal Colón en Barcelona.

En terreno accidentado, y rodeado de hayedos y picos que sobrepasan los 1000m (Abartan, Txaruta, Garmendi…), resulta difícil de divisar desde la mayor parte de la Comarca, aún cuando el encanto de sus casonas palacianas, tallas y escudos bien merecen una visita reposada.

Así es: el pueblo mereció el Premio Nacional de Embellecimiento en 1969, como muestra del celo de sus vecinos por el cuidado y limpieza de casas y calles. La mejor muestra la tenemos en la fachada de la casa Etxotoa, en la que su propietario el artesano Fernando Aguerre hizo una espectacular demostración de talla en madera, esculpiendo cada nervio y pilar de la misma, y que merece la pena admirar.

Históricamente se ha tratado de un importante lugar de paso, ya desde 1406 cuando se proyectan los caminos de carreteras Pamplona-San Sebastián, y aún más entre 1844 y 1847, cuando se abren los caminos reales, antecedente inmediato de las actuales carreteras.